jueves, 25 de octubre de 2007

Calor, horrendo calor

No está terminando Octubre y el calor ya se hizo sentir. Hoy con más de 30º el día ya se estaba tornado insoportable, no quiero ni pensar que pasará con 10º más... con tan solo 10º MÁS.
El colectivo se transforma en un horno con ruedas, caminar 10 cuadras es como un castigo injusto. Ahora bien, muchos locales comerciales cuentan con aire-acondicionado, pero es una solución y alivio pasajero; es más tal vez es peor, ya que cuando salimos del lugar climatizado el choque de temperaturas nos frena como un muro de ladrillos (y a veces nos pone de peor humor).

Esto recién empieza y tres o más meses de tortura me esperan... En fin, ODIO EL VERANO.-

3 comentarios:

Miguel dijo...

Yo también lo odio! Coincido 100 % en todo. Encima el río de Santa Fe (que según la propaganda de la cerveza, es el alma de la ciudad) en realidad es un caldo de cultivo. Que bosta.
Y ni te cuento que lindo es tener fiebre con estos calores. Calor de adentro para afuera y de afuera para adentro.
Lo único que me gusta del verano es que la gente anda medio desnuda.
Y también esas noches frescas que le dan a uno ganas de salir por ahi.

Silvy dijo...

Me sumo al odio veranigo ...

Pistolero dijo...

manga de nerds!